Comienza la cuenta atrás para que la A-33 tenga continuidad

La ministra Ana Pastor giraba visita a la Región para colocar en Yecla la primera piedra

Ministra-autovía

Estuvo acompañada por el presidente Alberto Garre y los alcaldes de Jumilla y Yecla

 

Ya solo faltan 40 meses para que uno de los últimos tramos de la A-33 dé continuidad a una autovía que se ha hecho esperar 15 años y que ha hecho desesperar también.

La ministra de Fomento, Ana Pastor, acompañada por el presidente de la Comunidad Autónoma, Alberto Garre, y por los alcaldes de Jumilla y Yecla, Enrique Jiménez y Marcos Ortuño, han escenificado la colocación de la primera piedra de las obras de uno de los últimos tramos de la A-33, que unirá Jumilla con Yecla, y por el cuál se reducirá en 46 kilómetros la conexión entre Murcia y Valencia.

La ministra de Fomento ha señalado que este tramo, con un plazo de ejecución de 40 meses, supondrá un ahorro de tiempo de unos 11 minutos con respecto al trazado actual de la N-344, en un trayecto de casi 24 kilómetros, así como un ahorro de cinco litros de combustible en el recorrido entre Blanca y Yecla, que supone unos 70 kilómetros.

Para el presidente Garre, la primera piedra del enlace de la carretera N-344 de Jumilla con la C-3223 de Yecla permitirá finalizar esta vía de comunicación imprescindible, para el desarrollo económico y social de toda la comarca del Altiplano y de la Región de Murcia, con la que se completa la vertebración interna por carretera de la Región de Murcia, además de mejorar la comunicación con Valencia.

Por su parte el alcalde de Jumilla, Enrique Jiménez,señalaba que “hace dos años asistíamos a la puesta en marcha del tramo de la A-33 Blanca-Jumilla, y ya entonces la ministra de Fomento se comprometía con el Altiplano a seguir realizando importantes esfuerzos para avanzar en este proyecto, y aquí está el resultado. La primera piedra es un acto simbólico, que tiene su reflejo en los más de 69 millones de euros, previstos por el Gobierno Central para la ejecución de este tramo que conectará Jumilla con Yecla por autovía”.

La obra se ha dividido en tres subtramos, el subtramo 1, de 7,3 kilómetros de longitud, abarca desde el enlace con la N-344 en Jumilla hasta la carretera vecinal MU-26-A; mientras que el subtramo 2, de 7,5 kilómetros de longitud, abarca desde la carretera vecinal MU-26-A hasta el siguiente cruce con la misma carretera. Por último, el subtramo 3, de 8,6 kilómetros de longitud, abarca desde la carretera vecinal MU-26-A hasta la carretera autonómica C-3223 que da acceso a Yecla.

La obra define un nuevo tramo de autovía de 23,4 kilómetros entre Jumilla y Yecla y contará con 2 calzadas de 2 carriles de 3,5 metros cada una, separadas por una mediana de 10 metros, arcenes exteriores de 2,5 metros e interiores de un metro y bermas también de 1 metros.

Autor: Siete Días

Comparte esta publicación en