Las obras mayores pendientes de realizar en los colegios marcan el inicio del curso

Se prevé una protesta en el colegio Príncipe Felipe ante las goteras existentes en el pabellón de Infantil

Coles de Jumilla

En el Mariano Suárez hay que sustituir la caldera de la calefacción por una nueva

Con ilusión, expectación, muy contentos unos y alguno que otro más enfadado, con risas y con algún llanto, arranca la vuelta al cole un año más, con más de 2.500 niños. Unos retoman sus estudios, y otros se estrenan por primera vez en esto de ir al cole y cargar con fichas, libros, estuches y almuerzo.

Siete Días Jumilla ha testado a los ocho centros educativos de la localidad, justo al comienzo del inicio de las clases hoy jueves 8 de septiembre, y ha estado hablando con cada uno de sus directores, para saber de primera mano, de qué manera inician el nuevo curso escolar, en el que cada año, hay nuevas expectativas y objetivos que conseguir.

MARIANO SUÁREZ

En el colegio Mariano Suárez, los aproximadamente 238 alumnos que toman las clases, inician el curso con un remozado en la pintura de las aulas, debido a las obras de mantenimiento efectuadas durante el verano, por parte del Ayuntamiento, según señalaba su director, Juan Moreno, quién confirmaba, que se enfrentaban también a un grave problema de última hora, que es la rotura de la calefacción, que ha dejado de funcionar, y no cabe arreglo posible, sino sustitución total. “Bien, con ilusión y con ganas de empezar”, según el director del Mariano Suárez, arrancará el curso escolar.

SAN FRANCISCO

El director del colegio San Francisco, Roque Martínez, arranca el curso con la cifra provisional todavía de 402 alumnos y con 6 unidades de Infantil, 13 de Primaria y una de Educación Especial, al frente de las cuales se sitúan 34 profesores, aunque no están nombrados, todavía, todos ellos. Continúan con los programas educativos de Aula Abierta, comedor y transporte, y enseñanza bilingue, y en cuanto a los recursos materiales no disponen aún ni de los mismos, ni de la cuantía económica que destinará la Consejería de Educación. Tras las actuaciones de mantenimiento por parte del Ayuntamiento en el colegio este verano, continúan a la espera de la solución del problema del pabellón deportivo, que asegura el director, que ya el pasado año no pudieron utilizar, y señala, que la comunidad educativa, comienza a desesperar ya, y reclamaba una pronta solución.

PRÍNCIPE FELIPE

En el colegio Príncipe Felipe, parece ser, si no cambian las circunstancias, y así lo adelantaba a este redacción su directora María Teresa Romero Simón, el problema de las goteras se está enquistando, y ni el Ayuntamiento ni la Consejería, le ponen solución, a pesar de que la reivindicación, viene ya de largo. Esta misma mañana problablemente, los padres de los alumnos, realicen una protesta en la puerta del centro, y no permitan la entrada al mismo de sus hijos, como medida de presión, para que se solucione de una vez por todas el problema. Las actuaciones este verano han sido muy puntuales, se han invertido apenas 1.500 euros, y queda mucho por hacer, según reclamaba la directora del Príncipe Felipe, María Teresa Romero.

La concejal de Educación, Cande Fernández Medina, en declaraciones a Siete Días Jumilla, señalaba que el “Ayuntamiento y la concejalía, están preparados para afrontar lo que se necesite, y a nivel general, subrayaba que se presenta “calentito”, ya que hay situaciones graves, serias y considerables, a las que hay que dar respuesta, y confía en que así lo haga la Consejería, que hasta la fecha, les ha dado de lado y dejado al margen”.

 

El resto de información sobre el inicio del nuevo curso, pueden completarlo en la edición impresa 475 de Siete Días Jumilla

 

Author: Siete Días

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This