Un partido para la historia

Montesinos CFS depende de sí mismo para cerrar la última jornada entre los ocho primeros.

Tras caer 5-1 ante el FC Barcelona Alusport, todo se decidirá en casa contra el Ríos Renovables.

La Peña Doble Penalty organiza la campaña “Somos la leche, vamos a dar la lata”, y recogerán alimentos durante la disputa del partido de este viernes, que posteriormente se encargarán de donar a Cáritas Jumilla. 

No pudo dar la sorpresa Montesinos CFS Jumilla en el encuentro que suponía el debut de los visitantes en el Palau Blaugrana, disputado el pasado viernes, y en el que cayó derrotado por 5-1 ante el FC Barcelona Alusport.

En una primera mitad teñida de azulgrana, los queseros se dedicaban a tirar contraataques contra el arco de Cristian, mientras Yeray hacía de las suyas para intentar frenar las acometidas culés y mantener a los suyos en el partido. En estas condiciones aguantaron los vinícolas hasta el ecuador de la primera mitad, cuando Aicardo convertía el primer gol del partido para los locales en el minuto nueve. Más tarde y todavía antes del descanso, Adrián y Dyego colocarían el segundo y el tercer gol, respectivamente, en el tanteador para los hombres de Marc Carmona.

Consiguió Montesinos sacudirse el dominio local en la segunda parte, en la que se le vió más relajado y donde pudo disfrutar de varias ocasiones, como la que tendría Ique para hacer el primero de los jumillanos, cuando tan solo restaban diez minutos para el final, y que dio paso a los mejores minutos de los blanquiazules sobre la cancha. El equipo se lo creyó, y comenzó a generar ocasiones que se estampaban contra la defensa blaugrana o su portero Cristian. Fue en ese momento cuando una serie de polémicas decisiones arbitrales, culminadas con la segunda tarjeta amarilla para Lolo Suazo y que lo mandaría al vestuario cuando fue Ique quien cometió la falta, dieron al traste con las ya de por sí escasas posibilidades del conjunto jumillano de obtener un resultado positivo en la Ciudad Condal.

Con un jugador menos sobre la pista, Jordi Torras encontró la manera de perforar la portería que en la segunda parte se encargó de defender Chico, y establecer el 4-1 en la recta final del partido. Chico quien, al igual que Yeray en los primeros veinte minutos, ofreció un auténtico recital de paradas.

Gea dió la orden y el quinto jugador salió a la cancha. Sería Wilde quien en los últimos coletazos del partido aprovechase tal circunstancia, con un disparo lejano tras robo de balón que se convertía en el quinto y definitivo gol para el FC Barcelona.

Con este resultado, presumible por otro lado, Montesinos mantiene intactas sus opciones y sigue dependiendo de sí mismo para estar entre los ocho primeros cuando tan solo resta una jornada para la conclusión de la temporada regular. Aunque eso sí, todo se jugará a una carta. Cara o cruz para un conjunto que, ganando su partido en casa contra Ríos Renovables, se asegura su participación en el play off.

 

Author: Siete Días

Share This Post On
Share This