El cementerio se ha dividido en sectores con aforo, para el día de Todos los Santos

Un protocolo establecido siguiendo la guía elaborada y publicada por la Dirección General de Salud Pública

Siete Días Jumilla

Jumilla ya cuenta con un protocolo para la utilización segura de las instalaciones del Cementerio Municipal para la festividad de Todos los Santos 2020, una vez realizada la reunión del preventivo de seguridad. Así lo han informado la alcaldesa de Jumilla, Juana Guardiola, y el concejal de Obras, Servicios y Cementerio, Francisco González. Para su elaboración se ha seguido la guía elaborada y publicada por la Dirección General de Salud Pública.

Tres sectores con aforo

La instalación se ha dividido en tres sectores de ocupación, que tendrán entrada y salida independiente cada uno de ellos, siendo el aforo máximo de 150 (sector 1), 100 (sector 2) y 200 personas (sector 3), respectivamente.
Este aforo será controlado en todo momento por voluntarios de Protección Civil y conserjes municipales, que serán los encargados de permitir el acceso a las instalaciones.
Para cambiar de sector será obligatorio abandonar una zona por su salida correspondiente y desplazarse hasta la entrada de la otra con el fin de poder tener un control realista y actualizado de la ocupación en cada zona en todo momento del día. El uso de los aseos estará limitado a una persona, salvo necesidades concretas.


Según ha explicado el concejal del área “en cada entrada se colocarán diferentes planos indicativos con el espacio que comprende cada zona. También estarán disponibles en redes sociales y web del Ayuntamiento. Además, los haremos llegar a los medios de comunicación con el objetivo de que cada ciudadano tenga previsión de en qué zona están sus seres queridos y pueda organizar su acceso a las instalaciones”.

Horarios y desinfección

El horario de apertura hasta el sábado 31 de octubre será de 8 a 13 y de 15 a 18 horas, ampliándose el domingo 1 de noviembre por la noche hasta las 22 horas. A partir del lunes 2, el horario vuelve a ser de 8 a 13 y de 15 a 18 horas.
Las dos horas de cierre de mediodía se aprovecharán para la desinfección completa de las instalaciones, así como limpieza de elementos comunes como son los aseos y las entradas. Las fuentes de agua públicas estarán cerradas el viernes, sábado y domingo para evitar la proliferación del mosquito tigre. Para la colocación de flores en nichos y panteones se recomienda utilizar esponjas mojadas.


Como en años anteriores, los vehículos podrán acceder hasta el campo santo tanto por la calle Cantarerías como por la carretera del Cementerio, aunque solo se podrá salir del mismo por esta última vía, que es la que se recomienda usar. Habrá un amplio espacio de estacionamiento junto al cementerio, con capacidad aproximada para 300 vehículos.

Luces y misas difuntos

El tradicional encendido de luces en nichos y panteones se traslada de forma excepcional este año a las 8 horas de la mañana del domingo 1 de noviembre. “Aunque dada la situación de este año el cementerio no esté abierto por la noche la luz estará encendida como homenaje a nuestros difuntos”, ha informado Francisco González.
Tras las conversaciones mantenidas en las últimas semanas con todos los párrocos de la localidad, la misa de difuntos no se celebrará en las instalaciones del cementerio. De esta forma, cada párroco la realizará en su parroquia de origen, siendo los horarios siguientes: En la iglesia de Santiago, el 1 noviembre, a las 11 y 19 h y el 2 de noviembre a las 19 h. En la parroquia de El Salvador las misas de difuntos se celebrarán el 2 de noviembre, a las 8.30, 17.30 y 19.30 h y en la iglesia de San Juan, el 2 de noviembre a las 18 y 19 h.
Por último, se ha pedido a la ciudadanía “previsión y espaciar en el tiempo el arreglo de nichos y panteones, así como, la colocación de la luminarias, para evitar aglomeraciones el último fin de semana”.

Autor: Siete Días

Comparte esta publicación en

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *