Escuela de Gimnasia Rítmica: “El objetivo es competir en la Liga Regional esta próxima temporada”

Veintisiete jumillanas componen la escuela, dependiente del Club de Gimnasia Rítmica de Yecla. Para hablar de ello estuvieron en el estudio de Siete Días Mari Cruz Cobelas, Juana Mari Molina, Antonia Olivares y Almudena Martínez

Inmersa ya en su segunda temporada de existencia, la Escuela de Gimnasia Rítmica sigue dando pasos firmes y seguros, como demostraron los buenos resultados obtenidos en el Campeonato Interclubs que tuvo lugar en Yecla el pasado 4 de marzo.

Para hablar sobre todo esto, y repasar la actualidad de esta escuela, dependiente del Club Gimnasia Rítmica de Yecla, cuatro de sus protagonistas estuvieron en el estudio central de Siete Días Radio, dentro del programa de deportes de la casa, Grada 7. Mari Cruz Cobelas ‘Maru’ lleva toda una vida implicada con la gimnasia rítmica, y ahora es la encargada de entrenar y dirigir los designios de las 27 jumillanas que tiene a su cargo. Junto a ella también estuvieron Antonia Olivares, coordinadora de la escuela en Jumilla, así como Almudena Martínez, una de las alumnas, acompañada de su madre, Juana María Molina.

“Muy contenta de la experiencia y de las gimnastas”, reconocía Maru, que lleva algo más de un año a cargo de este deporte en Jumilla. De ello tiene también parte de culpa Antonia Olivares, que sirvió de enlace para traer la gimnasia a la localidad. “Me puse en contacto con el club de Yecla y con Maru. Ella fue al gimnasio pero las dimensiones allí no eran suficientes. Ya hablamos con el concejal de Deportes, y vimos que allí se podía practicar. Ahí comenzó todo”, renococía Antonia Olivares.

Así aparece la gimnasia rítmica en Jumilla, y es que como Maru reconoce, “a las entrenadoras les cuesta mucho desplazarse (al Altiplano), ya que la mayoría vive en Murcia o Alicante, y esto para ellas es el extranjero”. Maru dejó Santa Pola y se trasladó a Yecla en el año 2010 para fundar un club que ya cuenta con 150 alumnos. Así nació la gimnasia rítmica en la vecina localidad, para siete años más tarde arrivar también a Jumilla.

En primer lugar, y con la intención de medir la demanda, se organizó un campus en el Pabellón Municipal Carlos García. Y una de las cerca de cien chicas que allí acudieron fue Almudena Martínez. “Estuvimos haciendo ejercicios y estiramientos. Me gustó mucho”, admitía. Su madre, Juana María Molina, contaba que fue a iniciativa de su propia hija. “Ella llegó y me dijo que quería ir. Después se apuntó a la escuela, y ahora no puede parar. Quiere más”. Tanto es así que la joven gimnasta, al margen de sus dos entrenamientos en Jumilla, acude también dos veces a la semana a Yecla para entrenar con un grupo de nivel superior.

OBJETIVO: LA LIGA REGIONAL

“Somos disciplinados. Para mí eso es una premisa que implanté desde el primer día. Por supuesto no soy tan exigente como con un equipo de competición a la hora de la realización de los ejercicios”, explicaba Maru, asegurando que la primera intención es la de “despertar en ellas la pasión por este deporte”.

Pero el objetivo en Jumilla es el de seguir dando pasos adelante, para pasar de los eventos de exhibición a los federados, como puede ser la Liga Regional de Gimnasia Rítmica, en la que la Escuela de Jumilla espera poder participar la próxima temporada.

Author: Siete Días

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This