Jumilla le pone color, deporte y diversión a la lucha por la igualdad de género

El mal tiempo y la lluvia no impidieron que los 400 participantes y numerosos curiosos pudieran disfrutar de la I Carrera de Colores por la Igualdad

Éxito rotundo, es la mejor definición para lo vivido el pasado domingo en Jumilla en la I Carrera de Colores por la Igualdad, organización perfecta por parte de la concejalía de Igualdad, excelente participación, diversión por los cuatro costados y mucho color. Jumilla se suma así a la moda de las populares carreras de colores de polvos Holi y además lo hace esgrimiendo una reivindicación y una lucha que está a la orden del día, como es la igualdad de género.

Y es que según la organización, por ser esta la primera edición, se iban a abrir inscripciones para 300 participantes entre niños y adultos, pero finalmente y ante la avalancha de peticiones tuvieron que hacer una segunda convocatoria, por lo que más de 400 personas corrieron los 4 kilómetros de esta carrera festiva por las calles de la localidad, llenos de color.

A las 11:00 horas dio comienzo el reparto de dorsales, polvos Holi y su camiseta correspondiente a cada participante y a partir de ese instante se fue calentando el ambiente, con megafonía, música, bailes y las primeras manchas de colores en los rostros y las prendas de los participantes en el patio del Mercado de Abastos, dónde tuvo lugar la salida y la llegada de la prueba.

Ya a las 12:00 horas se produjo la salida, y los 400 corredores, cada uno a su ritmo, en grupos de amigos, familiares, colectivos… se dispusieron a completar la prueba, en la que además de recorrer los 4 kilómetros establecidos, debían atravesar 4 estaciones de color, dónde, los voluntarios lanzaron polvos de colores a los participantes y en las que se realizaron cuatro reivindicaciones por la igualdad de género; eliminación de la brecha salarial, eliminación de la discriminación en el trabajo por sexo, reconocimiento del valor del trabajo doméstico y erradicación de la violencia machista.

Durante el trayecto, la lluvia hizo acto de presencia, lo cual no frenó el entusiasmo y la diversión de todos los participantes en esta prueba. La corredora que cruzó la meta en primer lugar, de esta prueba sin crono, fue la pequeña Aya El Haddadi, una locomotora de apenas diez años a la que no le ponen freno ni los polvos holi y que ya ha vencido varios Cross de San Antón y este año también se apuntó la Barbudico en su categoría.

La prueba terminó sin ningún incidente ni lesiones por lo que cabe destacar también el papel de las fuerzas de seguridad y los equipos médicos, así como Cruz Roja Juventud de Jumilla, que estuvo ofreciendo información en un stand y como no a los más de 30 voluntarios que trabajaron para que todo saliera a la perfección.

Podrás disfrutar de la mejor galería gráfica de esta prueba y otros eventos conmemorativos del Día de las Mujeres en nuestra edición impresa de esta semana. Ya en tu librería.

Autor: Siete Días

Comparte esta publicación en

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *