José Romero y su “sueño olímpico” siguen en pie

“Es el torneo más importante en el que he estado”, ha asegurado tras la disputa del preolímpico de boxeo de Asia y Oceanía, celebrado en Amán

El árbitro y juez jumillano regresó de Jordania el día 12

El preolímpico de boxeo de Asia y Oceanía que se ha celebrado en la ciudad jordana de Amán ha sido, hasta la fecha, “el torneo más importante” en el que ha tenido la oportunidad de participar el árbitro y juez José Juan Romero Hernández. Esto a falta de unos Juegos Olímpicos  de Tokio que siguen en el aire, y que culminarían la excelente trayectoria arbitral del jumillano, que sueña con tomar parte en la cita deportiva más importante del mundo.

Aunque reconoce ser de los que disfruta ya ‘a toro pasado’, “una vez en casa y con los deberes hechos”, José Juan Romero asegura haber tenido “una experiencia muy positiva. Estoy muy contento con mis actuaciones, y me voy con buen sabor de boca”. Además destaca el aura especial que rodea a un evento de este tipo. “El espíritu olímpico es muy fuerte y se respira en todo momento. Solo hay que ver la alegría con la que los deportistas celebraban su clasificación para Tokio 2020”, subraya.

La intensidad ha marcado la agenda de los árbitros y jueces, que no han tenido una sola jornada de descanso en los nueve días que duró esta fase clasificatoria para los boxeadores asiáticos y oceánicos. “Se ha comprimido la agenda y ha habido momentos de estrés. Sin ir más lejos yo he participado en once combates como árbitro, y en otros 47 como juez”, sostenía. Y es que aunque no ha impedido su celebración, la alargada sombra del coronavirus ha afectado a este evento, cuya disputa estaba prevista en un inicio en Wuhan, la ciudad china originaria de la esta crisis sanitaria.

De todas las experiencias que ha podido vivir en Amán, el jumillano se queda con el combate de Mary Kom, la popular boxeadora india (48-51 kilos) que desafió a todo un país para poder practicar su deporte, y que ha conquistado cinco campeonatos mundiales además de un bronce en Londres 2012. Una historia que ha llevado a la mediática boxeadora a protagonizar una película documental en Netflix. “Es una gran boxeadora, fue emocionante tenerla tan cerca. Me quedo con ese combate y con la final que me dieron (femenina de 75 kilos). Aunque las dos púgiles ya estaban clasificadas para Tokio, no deja de ser una final y conlleva mucha emoción”, sostiene José Juan Romero.

El coronavirus trastoca la agenda del boxeo olímpico

El preolímpico de Jordania se ha celebrado con relativa tranquilidad y con público en las gradas, ajeno a las consecuencias del coronavirus. Solo un día después de su conclusión, el jueves 12, José Juan Romero cogió su vuelo de vuelta a España, donde se dio de bruces con la crisis sanitaria que estaba asolando el país.

No ha corrido la misma suerte el evento de Londres, que acogía la fase europea de clasificación, y que ha sido cancelado tres días después de su puesta en marcha.

También ha sido suspendido el clasificatorio de América, que debía comenzar en Buenos Aires el día 26 de marzo, con José Juan Romero como uno de los árbitros jueces encargados del mismo. “Se están barajando alternativas. Están viendo qué país americano podría acoger finalmente el evento sin que suponga un riesgo para la salud, tal y como ocurrió con el de Asia y Oceanía”, explica el jumillano.

Del mismo modo está en el aire la celebración de los Juegos de Tokio, cuyo comienzo está fijado para el 24 de julio. Poco más de tres meses para una cita olímpica que no ha sido suspendida, ya que ni el COI ni la OMS se han pronunciado al respecto, y esperan a ver cómo se desarrolla la enfermedad para tomar una decisión.

Autor: Siete Días

Comparte esta publicación en

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *