Jumilla despide a las hermanas Luz Marina y Azucena ante su traslado

La primera continuará con su labor en Nicaragua y la segunda se traslada a Hellín, donde será madre general

La Iglesia de Santiago acogió una misa de acción de gracias con entrega de obsequios. Tras la misma disfrutaron de un ágape

La Iglesia de Santiago acogió la misa de acción de gracias presidida por su párroco, Manuel de la Rosa,  para despedir a las hermanas misioneras de la Caridad y la Providencia, Azucena y Luz Marina. Hasta estos últimos días, las queridas monjas en Jumilla, desarrollaban su labor en la Casa Misionera San José, y ahora son enviadas a nuevos destinos para continuar desarrollando su misión.

Azucena se desplaza hasta la vecina localidad de Hellín, donde desarrollará el cargo de madre superiora general de la congregación, según la hermana “una labor que conlleva muchísima responsabilidad, viajar, visitar a las hermanas y las diferentes comunidades, las misiones que tienen y estar pendiente de la congregación en todos los aspectos”.

Disfruta de la información completa y las mejores imágenes de la despedida en nuestra edición impresa de esta semana, este jueves en tu librería.

Autor: Siete Días

Comparte esta publicación en

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *